Blogia
La funámbula

Heart and Soul

<h3>Heart and Soul</h3>

Tenía cien hojas escritas, arrancadas del cuaderno y pendientes de pegar en esta pantalla, sin embargo después de leer hoy a NoSurrender he optado porque sigan durmiendo el sueño de los justos, que sigan descansando en la espera Shackleton, Stephen Crane, Martí i Pol, Tomaso Campanella o Ángel González. Su evocación de Ian Curtis ha resultado ser la madeja que ha tirado de muchos de mis recuerdos. Creo que estaba predestinada a cruzarme con Ian Curtis, (NoSurrender diría que era evidente, se suicidó...) como no hacerlo con un tipo que había escogido como nombre para su grupo el que recibían las mujeres judías de los campos de concentración nazis que eran tratadas como esclavas sexuales. Seguramente Ian Curtis había leído "House of dolls" de Ka-Tzetnik 135633, seudónimo de Yehiel De-Nur, "el prisionero 135633", tan seguro como que yo nunca había oído hablar de Joy Division hasta el día que conocí a un adolescente extraño y tímido, que andaba siempre con la mirada perdida. Le había visto mil veces en el colegio pero nunca había reparado en él, recuerdo que tenía la habilidad de conseguir pasar desapercibido pese a sus ropas estrafalarias y su aspecto extraño y desubicado en aquel colegio donde la mayoría luchábamos por hacernos un hueco en esa edad incierta que transcurre entre los catorce y los dieciocho años. Entonces, una tarde cualquiera, mientras subía la calle que me llevaba hacia mi casa, noté que alguien estaba muy cerca de mí, a mi espalda, esa sensación inquieta que nos invade cuando sentimos una presencia cercana. Giré la cabeza y ya había llegado a mi lado. Me saludó e intentó comenzar una conversación banal sobre alguna de nuestras asignaturas, o sobre uno de los profesores, con los años he perdido las frases que dijimos. Cuando ya estábamos cerca de mi casa y yo tenía que desviarme y cruzar una calle, me despedí de él con un "Hasta mañana" y en ese momento me dijo "Espera, tengo algo para ti". Sacó de uno de sus bolsillos del vaquero una hoja de papel, doblada cuidadosamente, y me la entregó. Yo no sabía que hacer, dudaba si abrirla o guardármela, incluso un escalofrío me recorrió la columna pensando si en realidad no se trataría de un enfermo o si podría hacerme daño. Me quedé mirando el rectángulo de papel en mi mano y decidí desplegarlo y leerlo, allí mismo. Era una especie de poema, estaba escrito en inglés y al lado su traducción, con una letra pequeña y casi sin espacios. Supongo que debió de notar mi confusión, porque en realidad yo no entendía nada, no sabía que hacía parada delante de un semáforo con un poema en inglés entre las manos que me había dado el chico más raro de 2º de BUP. Me explico, al principio con un hilo de voz que se fue afianzando según avanzaba en su historia, que era una canción de un grupo británico, su favorita, que el cantante se llamaba Ian Curtis y que se había suicidado, de dónde provenía el nombre del grupo, que tipo de música hacían y como se habían reconvertido en "New Order". Yo escuchaba como quien esta oyendo un cuento hasta que él hizo un descanso en su pequeño relato y me asaltó como un relámpago la pregunta "¿Y por qué me la has dado?". Él se quedó muy serio y mientras me miraba a los ojos dijo "Porque desde que te vi pensé que esta era tu canción".

Yo guardé la hoja en mi carpeta y crucé la calle sin mirar atrás. He estado buscándola, estaba segura de que retenía aun ese pedazo de papel, pero no lo encontré. Entre tantas derrotas por amor supongo que lo perdería, no sé si era mi canción pero sí que desde aquel tiempo siempre tengo presente que el amor nos destrozará, desde el primer día, en el primer cruce de miradas, con el primer beso, en mi cabeza resuena "Love, love will tear us apart again".

Tal vez por eso prefiero oír esta noche otra canción, esperando que mi banda sonora cambie algún día...


share your files at box.net

 

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

12 comentarios

Leon Epitelio -

Que buena historia, pasare más seguido por aqui :)

agustin -

lo nombras a ian curtis, pero tambien podrias no nombrarlo.

justsamente por eso el amor nos destrosara, los",.. perdon.-

Creo que tenian razon, cuando hablamos en el calor,
No hay lugar para los débiles.

Mis saludos y agradecimientos al dueño de esta morada.

Stroszek -

ese tipo es un maldito quería perjudicarla

mamíasmías -

.
¿y has visto la peli '24 hour party people'?

pues deberías...

.

Javier Luján -

Estoy seguro de que tu banda sonora es tan interesante como tú.
Un beso, Lady.

Coronel Kurtz -

Yo podría haber sido ese muchacho tímido y estrafalario. Aunque lo más probable es que jamás me hubiese atrevido a entregarte nada y no hubiera pervivido en tu recuerdo, ni hubiera aparecido plasmado, muchos años después en el álbum de tus vivencias. Vencer su timidez encontró el triunfo postrero. Lástima que él no lo sepa.
Precioso relato,

C. Martín -

Pues no sé cómo sería aquella aprendiz de Ladydark, sólo puedo decir que la que que ahora conozco resulta muy difícil mejorarla :-)

NoSurrender -

Es precioso lo que has escrito, Señora Oscura. Me has hecho respirar el aire de aquellos años.

Gracias!!

anarkasis -

..si la historia que nos cuentas es cierta, puedo acertar con un 90% de probabilidad que vestías de negro o con mucho negro por aquellos entonces, y por eso te vistió como "chica Joy Division".
Curioso pero nunca he sabido que dice la letra y vaya si la he escuchado veces, un bajo intenso rapidísimo en tonos muy altos, con una voz que lo sigue pareciendo quejarse es la clave. Una armonía que, me resulta a veces desagradable, quizás es intrínseco y va en consonancia con la letra... , yo ya no estoy para esos viajes ni me apetece enterarme...
un saludón
(¡¡que recuerdos me traes!!)

Vailima -

Una buena historia, Lady. El otro día escuchaba:
"El pasado es historia.
El futuro, un misterio.
Y el presente es un regalo, por eso se le llama presente"

Me gusta, con la canción que sea...

gatavagabunda -

Entre mis amigos del instituto había un buen puñado de admiradores de Ian Curtis.

Quince años después, nuestro fanzine "Despregable" le dedicó portada y reportaje especial.

Brindemos por lo que no se olvida...

fanshawe -

Vaya historia...
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres